Jueves 19 de Octubre de 2017

La corrupción de la empresa brasileña Odebrecht llegó hasta Veracruz.

Fecha: 03/03/2017
Hora: 17:37 hrs.

Esta bajo investigación el ex presidente de México Felipe Calderon, él trajo a la brasileña a Veracruz.

La Presidencia de México -durante la gestión de Calderón- y Pemex han sido involucradas en la investigación del caso “Lava Jato”, en Brasil, sobre los sobornos que Odebrecht repartió en América Latina para obtener contratos por miles de millones de dólares.

Una de las evidencias que involucra a México es un correo electrónico entre dos ejecutivos de ese consorcio, Roberto Prisco Ramos y Alexandro Alencar, en el cual gestionaron una reunión entre Calderón y Lula da Silva como su estrategia de negocios con Pemex.

Este prueba ha sido considerada relevante por el juez brasileño, Sergio Moro en una línea de investigación contra Lula por presuntamente haberse prestado a los intereses de Odebrecht usando su investidura como Presidente.

El mensaje en el cual apareció el nombre de Felipe Calderón está fechado el 8 de diciembre del año 2009, justo cuando él cumplía tres años de haber llegado a Los Pinos. También en ese momento, Braskem una filial de grupo Odebrecht, considerada la empresa líder en América Latina en la división de petroquímica, tenía algo que festejar en México: estaban por cerrar un negocio que le dejaría ventas estimadas en 2 mil millones de dólares anuales.

Sin embargo, para alcanzar esta meta requerían que Pemex les suministrara 66 mil barriles diarios de gas etano a “precios preferenciales”, canalizados a una planta destinada a la fabricación de polietileno –un producto básico para la industrialización de plásticos- que se construiría en Coatzacoalcos, Veracruz, en el Golfo de México, de acuerdo con el contrato.

La obra que finalmente se levantó ahora es conocida como Etileno XXI y desde aquellos años el precio del gas etano es un secreto y así permanecerá por 20 años con posibilidad de prorrogarse por cinco más, al haberse clasificado como “información reservada”, según respuesta oficial de Pemex ante una solicitud de acceso a la información hecha por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad.

Esta historia comenzó desde que Pemex le cedió a Braskem y a la compañía mexicana IDESA la construcción de la planta Etileno XXI. A cambio de esta inversión, México dejaría de importar polietileno y habría empleos, según las estimaciones oficiales.




Opciones

Más Noticias







Todos los Derechos Reservados - Mi Revista Veracruz 2012 - 2017